Archive for the ‘proyecto DOSMARES’ Category

Defensa de la Tesis Doctoral de Sonia Romero

mayo 16, 2017
pruebasseguridad1

Sonia probandose un traje de supervivencia durante la campaña BIOCANT 1

El próximo viernes, 19 de Mayo, a las 11:00, en la Sala de Grados de la Facultad de Biología, tendrá lugar la defensa de la Tesis Doctoral de Sonia Romero Romero, titulada:

Estructura trófica de un ecosistema marino profundo: el cañón de Avilés

La Tesis tiene la mención Internacional, y consta de 3 partes. En la primera se analiza la influencia del tamaño corporal sobre el nivel trófico de los organismos del Cañón de Avilés (ver entrada de éste blog sobre el tema). La segunda parte se centra en determinar las fuentes de materia orgánica que alimentan la red trófica del Cañón de Avilés (ver artículo científico sobre el tema). En la última parte, Sonia cuantifica la biomagnificación de los principales contaminantes orgánicos en la fauna del Cañón (pendiente de publicación). A la Tesis asisten como miembros del tribunal Joan Baptista Company Claret (Presidente, Institut de Ciències del Mar, CSIC, Barcelona), Emanuela Fanelli (Vocal, UTMAR, Roma) y Consolación Fernández González (Secretaria, Universidad de Oviedo). Para mí ha sido un lujo poder dirigir ésta Tesis. Sonia es un ejemplo de trabajo silencioso y discreto pero minucioso y de un altísimo nivel intelectual.  Todos aquí echaremos de menos su buen humor y, sobre todo, sus suculentísimos platos!!!

Anuncios

Investigadores del Observatorio Marino de Asturias desvelan la estructura trófica del ecosistema del cañón de Avilés

marzo 4, 2016

En el cañón de Avilés, los depredadores pesan entre 1000 y 4000 veces más que sus presas.Científicos del Grupo de Ecología Marina y Paleooceanografía, perteneciente al Observatorio Marino de Asturias, confirman que, en el cañón de Avilés, “el pez grande se come al chico”. Técnicamente, esta idea aparentemente simple implica que los animales más pequeños ocuparían los niveles tróficos inferiores, más próximos a la base de la pirámide trófica -los herbívoros-, mientras que los más grandes superpredadores estarían situados en la cúspide. A pesar de que esta hipótesis está fuertemente afianzada en la sabiduría popular y es aceptada científicamente como uno de los rasgos característicos de la estructura de los ecosistemas, hasta la fecha no se apoyaba en un conjunto amplio de datos. La forma tradicional para estimarel nivel trófico de un organismo es mediante el análisis de su contenido digestivo, o mediante observaciones in situ de su comportamiento de selección de presas. Estos enfoques son sumamente laboriosos, lo que dificulta la medición del nivel trófico en un conjunto suficientemente amplio y representativo de animales dentro de un ecosistema.

El nuevo estudio, publicado en la prestigiosa revista Ecology y liderado por la estudiante de doctorado Sonia Romero Romero, se basa en el análisis del 15N, un isótopo estable del nitrógeno. El 15N es menos abundante que el isótopo “normal” –14N-, y se acumula en los tejidos con cada transferencia entre depredador y presa. Es decir, cuanto más alta es la proporción de 15N en el cuerpo de un animal, más alta es su posición trófica. Utilizando ésta técnica, los investigadores lograron estimar simultáneamente la masa corporal y el nivel trófico en 897 ejemplares de diversas especies de animales recogidos en el cañón de Avilés. El análisis abarca desde minúsculos crustáceos que se alimentan de microalgas hasta los grandes calamares gigantes y cetáceos característicos de éste ecosistema, pasando por diversos peces, aves, equinodermos y otros taxones que habitan el fondo y la columna de agua, cubriendo un rango de pesos corporales de 11 órdenes de magnitud (Figura). Como se puede observar, los cachalotes se encuentran en la cúspide, seguidos de cerca por calamares gigantes y estrellas de mar.

grafica1

Una instantánea de la estructura trófica basada en el tamaño corporal en el ecosistema del Cañón de Avilés. Las abscisas representan el peso de los animales, y las ordenadas el nivel trófico, estimado a partir del enriquecimiento de los tejidos en el isótopo estable 15N con respecto al “normal”, que es el 14N. Un nivel trófico de 2 equivale a un herbívoro, que se alimenta de vegetales. Un nivel trófico de 3 sería un depredador que se alimenta de herbívoros, y así sucesivamente. Los animales rodeados por líneas rayadas han sido representados en la gráfica, pero no se utilizaron en el análisis, por dificultades en la asignación de un peso corporal. Figura modificada de Romero-Romero et al. 2016, con acuarelas de Nadia Romero.

VER FIGURA EN ALTA RESOLUCIÓN

El estudio ha sido liderado por Sonia Romero, estudiante de Doctorado, con la colaboración de Juan Höfer y Axayacatl Molina Ramírez y ha sido dirigido por José Luis Acuña, todos pertenecientes al Observatorio Marino de Asturias de la Universidad de Oviedo. Ha sido financiado por el Ministerio de Economía y Competitividad a través de los proyectos BIOCANT/DOSMARES (ref. CTM2012- 2180- CO3- 02) y SCAPA (ref. CTM2013- 45089), en los que también participan el Centro de Experimentación Pesquera del Principado de Asturias, el Departamento de Estratigrafía, paleontología y Geología Marina de la Universidad de Barcelona, el Instituto de Ciencias de Mar del CSIC, en Barcelona, y el Centro de Gijón del Instituto Español de Oceanografía. SEO/BIRDLIFE aportó generosamente muestras de tejidos de aves marinas, y Luis Laria, del CEPESMA, facilitó amablemente el acceso a las preciosas muestras de tejidos de cetáceos y calamares gigantes.

 

Contacto: Sonia Romero (romeroromerosonia@gmail.com) y José Luis Acuña (acuna@uniovi.es)

Reportaje en TPA: ‘Cañón de Avilés, el arrecife asturiano’

febrero 17, 2014

Excelente reportaje de TPA sobre el Cañón de Avilés.

Estacionalidad del fitoplancton en el Atlántico Norte desde el espacio: impacto del forzamiento ambiental sobre la fenología (1998-2012)

enero 16, 2014

Extraordinario artículo de Fernando Taboada y Ricardo Anadón en la revista Global Change Biology, desarrollado dentro del proyecto DOSMARES/BIOCANT.

La figura indica la tendencia de la proliferación de primavera y la de Otoño a adelantarse (tonos azules) o a retrasarse (tonos verdes) y a hacerse más intensos (tonos más fuertes) o menos intensos (tonos más débiles)

La figura indica la tendencia de la proliferación de primavera y la de Otoño a adelantarse (tonos azules) o a retrasarse (tonos verdes) y a hacerse más intensos (tonos más fuertes) o menos intensos (tonos más débiles). Modificado del artículo original en Global Change Biology.

Los pulsos o proliferaciones de microalgas marinas planctónicas, o fitoplancton, controlan los ciclos estacionales de fijación del carbono y de sedimentación de partículas hacia el fondo, y pueden condicionar el éxito en el reclutamiento de muchas especies de interés comercial. Utilizando datos de clorofila superficial obtenidos mediante satélites entre los años 1998 y 2012, Fernando y Ricardo analizan los cambios en el momento de aparición de éstas proliferaciones en el Atlántico Norte.  Concretamente, en latitudes medias como en la que nos encontramos, se produce una gran proliferación en primavera y otra más débil en Otoño/Invierno, aunque el patrón puede diferir en otras latitudes. Los autores demuestran que la proliferación de primavera se está adelantando y haciendo menos intensa, mientras que la de otoño se está retrasando e intensificando. De acuerdo con su análisis, éstos cambios están relacionados con cambios en los patrones de viento, aunque también parece jugar un papel la luz incidente y la temperatura.

Los datos han sido proporcionados por la NASA y el Centre Nationel d’Etudes Spatiales (CNES). De diferentes maneras, han contribuído al artículo JA Sostres, I Martínez, C Cáceres, J Höfer, A Molina y JL Acuña, así como cinco revisores anónimos. Fernando ha sido financiado por una beca “Severo Ochoa” de la FICYT (PCTI 2006-2009, Gobierno del Principado de Asturias). El trabajo ha sido apoyado por el proyecto DOSMARES (CTM2010-21810-C03-02, Ministerio de Economía y Competitividad, Gobierno de España).

El misterioso viaje de los percebes

noviembre 14, 2013

Nuevo artículo del grupo sobre la dispersión de las larvas de percebe en la revista PLOS ONE.

Antonella, trabajando en su Tesis.

La investigadora Antonella Rivera en una salida de campo en el plan de explotación del percebe de Cudillero (Crédito: Mayra Vallecillo).

Un estudio de la Universidad de Oviedo y el Centro de Experimentación Pesquera del Principado desvela el efecto de las corrientes marinas sobre la deriva de las larvas de percebe.

Los percebes pasan la fase inicial de su ciclo de vida en forma de larvas que, al contrario que los adultos, flotan libremente entre dos aguas. Durante ésta fase crítica, las corrientes transportan a las larvas a otros lugares diferentes de donde han nacido. Pero los detalles de éste viaje permanecen rodeados de misterio. ¿A qué distancias se mueven las larvas durante éste proceso de dispersión? ¿Se trata de una dispersión en todas las direcciones o hay alguna dirección preferente? ¿Cuántas larvas se pierden en el océano sin poder regresar a las rocas de la costa? El estudio publicado en la revista PLOS ONE, liderado por la estudiante de doctorado de la Universidad de Oviedo Antonella Rivera (riveralidia@uniovi.es), muestra el papel clave que juega el afloramiento costero en la dispersión y supervivencia de las larvas de percebe. El afloramiento es un sistema de corrientes que enriquece la costa con aguas frías y cargadas de nutrientes que suben a la superficie del océano. En el Cantábrico, esto sucede cuando sopla el Nordeste en verano, justo en el periodo en que los percebes se reproducen y emiten las larvas. Utilizando datos de un correntímetro instalado en las inmediaciones del puerto de Cudillero, los investigadores predicen que las larvas deben ser transportadas unas decenas de kilómetros hacia el oeste durante un año normal de afloramiento pero sólo unos pocos kilómetros hacia el este durante un año sin afloramiento. Un análisis del parecido genético entre percebes recogidos en diferentes puntos de la costa confirma ésta asimetría en el movimiento de las larvas, y la dependencia que las poblaciones tienen del aporte de genes provenientes de zonas situadas al este. Además, los cálculos de corrientes indican que,  en ausencia de afloramiento, la mayor parte de las larvas  de percebe se pierden en el mar abierto. Esta predicción se ve apoyada por la existencia de una estrecha relación entre los datos de descargas de percebes y la intensidad del afloramiento 4 años antes. Dicho de otro modo, si un determinado verano sopla el nordeste de forma consistente y el afloramiento es activo, cuatro años después se capturarán más percebes de lo habitual. Estos resultados tienen implicaciones sobre la gestión y conservación de éste preciado recurso. Por un lado, permiten explicar y predecir las fluctuaciones en la producción de percebes. Por otra parte, indican que la forma de gestionar los percebes en una zona puede afectar a zonas situadas más al oeste, por vía del transporte larvario. En la campaña de extracción de percebe en Asturias los pescadores de una región explotan con exclusividad su costa, a cambio de un compromiso en la co-gestión del recurso. Además de respetar vedas y cupos, éste compromiso obliga a los pescadores a mantener un detallado registro de las capturas con un gran valor científico, como lo atestiguan los resultados de ésta investigación. En sus cerca de 20 años de antiguedad, éste sistema de gestión ha permitido la explotación sostenible de este importante recurso marisquero.

Esta investigación ha sido dirigida por José Luis Acuña (acuna@uniovi.es), del Departamento de Biología de Organismos y Sistemas de la Universidad de Oviedo. En ella han colaborado  Nicolás Weidberg, Antonio F. Pardiñas y Ricardo González-Gil, de la Universidad de Oviedo, y Lucía García Flórez (lucia.garciaflorez@asturias.org), del Centro de Experimentación Pesquera del Principado de Asturias. La investigación ha sido financiada por los proyectos COSTAS (Ministerio de Educación y Ciencia, CTM2006-05588/MAR), DOSMARES (Ministerio de Ciencia e Innovación, CTM2010-21810-C03-02) y FRENTES (FICYT, Principado de Asturias, IB08-122, FICYT).

Recuperación de un correntímetro en la costa de Cudillero

octubre 22, 2013

Este vídeo corresponde a las labores de mantenimiento de un correntímetro que tenemos fondeado en las inmediaciones de Cudillero, en colaboración con el Centro de Experimentación Pesquera del Principado (CEP). Este aparato permite obtener datos muy valiosos de corrientes en una zona crítica para el reclutamiento de las larvas pelágicas de muchas especies costeras, algunas de ellas  de interés comercial, como el percebe. Vídeo cortesía de José Manuel Rico.

La campaña BIOCANT 2 en los medios

septiembre 26, 2012

En la radio: ONDA CERO, CADENA SER, COPE, CADENA SER (Hoy por Hoy).

En la televisión: TPA.

En la prensa: ABC, La Nueva España, El Comercio, La Voz de Asturias.

En Internet: Asturias Mundial.

NUEVA CAMPAÑA DEL PROYECTO DOSMARES AL CAÑÓN DE AVILÉS

septiembre 21, 2012

Una red MOCNESS para la recogida de organismos planctónicos, dispuesta para ser arriada durante la campaña BIOCANT 1 en Marzo de 2012

El próximo lunes día 24 de Septiembre comenzará la campaña BIOCANT 2 a bordo del Buque Oceanográfico Sarmiento de Gamboa, que continuará la exploración del Cañón de Avilés. En la campaña participan 30 investigadores pertenecientes a la Universidad de Oviedo, el Centro de Investigación Pesquera del Principado de Asturias, a la Universidad de Barcelona y al CMIMA/CSIC y, como científicos invitados, personal del Instituto Español de Oceanografía y colaboradores del instituto GEOMAR de Kiel (Alemania). Entre los investigadores se encuentran varios estudiantes doctorales y ocho estudiantes del máster internacional ERASMUS MUNDUS Marine Biodiversity and Conservation, en el que participa la Universidad de Oviedo bajo la coordinación de José Luis Acuña. La campaña cuenta con el apoyo y asistencia técnica de la Unidad de Tecnología Marina del CSIC, y tiene dos partes. La primera, entre el 24 y el 29 de Septiembre, la coordina Antoni Calafat, de la Universidad de Barcelona, y se centra en la recuperación y reemplazamiento de fondeos instrumentados en diversos puntos del Cañón. Esos instrumentos llevan recogiendo mediciones y muestras desde que fueron emplazados durante la anterior campaña, BIOCANT 1, en Marzo de 2016, y serán otra vez emplazados para que continúen registrando hasta Marzo de 2013. La segunda fase de la campaña, entre el 30 de Septiembre y el 7 de Octubre, será coordinada por José Luis Acuña, de la Universidad de Oviedo, y se centrará en la recogida de muestras biológicas, con la intención de registrar cambios con respecto al muestreo de invierno en las comunidades profundas del Cañón, es decir, se trata de detectar la estacionalidad invierno-verano. Durante la campaña se utilizarán sistemas de muestreo de agua así como diversos tipos de redes pelágicas y dragas de fondo. Los resultados del proyecto DOSMARES han recibido recientemente atención en todo el mundo después de la publicación de un artículo en la prestigiosa revista Nature. DOSMARES es una colaboración entre la Universidad de Barcelona, el CSIC, el Centro de Experimentación Pesquera del Principado y la Universidad de Oviedo, orientado al estudio comparativo de los grandes cañones submarinos de Avilés y Blanes. Interesados, ponerse en contacto por email con José Luis Acuña (acuna@uniovi.es).

El arado del lecho marino profundo

septiembre 19, 2012

 

Marcas de arrastre en  un fondo submarino profundo de la zona de estudio. Foto cortesía de Miquel Canals.

 

A principios de septiembre apareció en la prestigiosa revista Nature un artículo inscrito en el proyecto DOSMARES y firmado por los grupos de Mikel Canals, de la Universidad de Barcelona y Joan  Batista Company, del CSIC. El extraordinario artículo documenta los efectos a gran escala que el uso de redes de arrastre tiene sobre el paisaje submarino profundo. En el sitio del proyecto se puede leer una pequeña reseña en castellano del artículo.

Cambios en la temperatura de la superficie del mar durante las últimas tres décadas (1982-2010): más allá de los cambios en la media

mayo 25, 2012

Extraordinario artículo publicado por Fernando González Taboada y Ricardo Anadón, del grupo de Ecología Marina de la Universidad de Oviedo, en Climatic Change, doi: 10.1007/s10584-012-0485-6. El artículo se inscribe dentro de las actividades de los proyectos COSTAS y DOSMARES. Fernando nos brinda ésta traducción del resumen, junto con una de las figuras más relevantes del artículo.

Los mapas presentan la variación espacial en (a) la tendencia lineal de cambio en la temperatura media de la superficie del mar (TSM) [ºC década-1]; (b) la tasa de cambio en la tendencia en la TSM media (la aceleración o deceleración en el ritmo de cambio en el mapa (a)), estimada mediante un modelo potencial [ºC década-2]; y mapas con las tendencias lineales estimadas para el (c) máximo y (d) mínimo estacional [ºC década-1].

RESUMEN: La temperatura de la superficie del mar (TSM) es un indicador importante de los cambios en el sistema climático y es uno de los principales condicionantes del funcionamiento y estructura de los ecosistemas marinos. En este trabajo se ha investigado la intensidad y distribución espacial de los cambios en la TSM en el Atlántico Norte durante las tres últimas décadas (1982-2010). Se han estudiado los cambios a escala local y regional utilizando los datos recogidos por los sensores AVHRR (Radiómetro Avanzado de Muy Alta Resolución). Además de los cambios en la TSM media, se han estudiado cambios en la estacionalidad, la distribución espacial de las anomalías de temperatura, y en la localización de isotermas. Se cuantificó el grado de no linealidad en las tendencias en la TSM media mediante la tasa de cambio en la tendencia media. Se exploraron posibles cambios en el momento de ocurrencia de los extremos estacionales así como en su magnitud, y se utilizó un método heurístico para analizar la variación en la duración del período estacional de estratificación. Los resultados obtenidos fueron en general coherentes con los principales impactos predichos por las proyecciones de cambio climático, con cambios más importantes en las latitudes más septentrionales y en las aguas cercanas a la costa. Se encontró además una gran variación entre la respuesta de distintas variables en el espacio, en consonancia con la idea de que los cambios en el medio físico podrían estar promoviendo la formación de comunidades biológicas nuevas. Los cambios observados en la TSM mostraron la necesidad de considerar enfoques más locales en futuros estudios de cambio climático.